PREVENCION
VACUNACION

Vacunas y prevención en Viaje por India

Ten en cuenta las vacunas en India cuando empieces tu viaje. Steve Longus

Lavarse la manos a menudo es una buena costumbre

VACUNAS Y PREVENCIÓN EN INDIA

Cuando viajamos nos exponemos a ciertos riesgos sanitarios, y debemos minimizar esos riesgos adoptando todas las precauciones que estén a nuestro alcance. No es cuestión de extresarnos y ser esta la causa de no disfrutar al 100% de todo lo que este país puede ofrecernos, pero hay que adoptar ciertas formas inconscientes de actuar en el día a día, que con la ayuda de una vacunación que creamos adecuada nos proteja de cualquier enfermedad. No nos olvidemos de nuestra alimentación.

El cuerpo nos protegerá mejor siempre y cuando le demos todo aquello que necesite. Debemos llevar la ropa, los accesorios y aquel calzado más adecuado para realizar ciertas actividades. No olvidarnos del botiquín y del seguro médico.

Viajamos por diversión, por crecer culturalmente y también por relax, pero lo hacemos en un ambiente diferente al habitual, y esto puede convertirse en una situación de riesgo. Seguir ciertas precauciones no costará apenas esfuerzo y nos ahorrará muchas preocupaciones. La salud debe acompañarnos en todo nuestro viaje.

Las vacunas que son más frecuentemente recomendadas por los centros de vacunación son la hepatitis A, la hepatitis B, la fiebre tifoidea, el tétanos-difteria, e incluso podría debatirse la Triple Vírica. En la India no hay ninguna vacuna que sea obligatoria, como puede ocurrir en otros países con la fiebre amarilla, pero si es recomendable ponerse algunas. Cabe decir que siguiendo ciertas precauciones lo normal es que el viajero que no va vacunado no adquiera ninguna de estas enfermedades. Tratamos de informar, no de asustar a nadie.

A tener en cuenta: las vacunas en India

Por regla general hay que pensar en la vacunación cuando se piensa visitar un país de los llamados en vías de desarrollo, y que además, exista una vacuna para una enfermedad endémica del lugar. La India es uno de ellos, por lo cual las vacunas en India es algo que hay tener en cuenta. Y hay que informarse en algún centro de vacunación internacional por si hubiera alguna alerta sanitaria activa en el momento que vayamos a ir.

Es recomendable tener en cuenta que en los últimos años los centros de vacunación están saturados, ya que cada vez son más las personas que quieren viajar a estos países que precisan un mínimo de vacunación. Así pues planear el tema de la vacunación con tiempo, ya que podría haber lista de espera en este tipo de centros.



Booking.com

En nuestro entorno habitual vivimos en un estado de equilibrio con las cepas de microorganismos locales. Aunque también son inestables ya que pueden variar debido a cambios climáticos, son controlados por nosotros más fácilmente. Se complica un poco cuando viajamos, y ese equilibrio se altera debido a cambios físicos y medioambientales más radicales. Cambios de altitud, temperatura, humedad, flora microbiana. Además en los viajes nos encontramos más cansados y las defensas a veces no están al 100 por 100. Es nuestra obligación planificar bien cada viaje y aplicar aquello que nos sea más conveniente. No será lo mismo viajar como mochilero por las zonas más recónditas del país donde las condiciones sanitarias dejen mucho que desear, que hacer un viaje organizado en plan hotel de 5 estrellas y autocares de lujo.

Así que debemos informarnos bien, y ser nosotros los que decidamos ponernos una vacuna u otra. Nosotros seremos los que sufriremos las consecuencias de aquello que tomemos.

Los primeros días del viaje

En la India hay que tener en cuenta que hay muchas ciudades con una gran contaminación atmosférica. Y una permanencia prolongada en estas ciudades puede acarrearnos problemas, sobre todo respiratorios.

A muchos viajeros les ocurre, que los primeros días de estancia en este país se encuentran muy debilitados, e incluso necesitan echar mano el botiquín y tomar antibióticos. Buscar un sitio más limpio y descansar es el mejor consejo. Se recomienda no permanecer mucho tiempo en ciudades como Nueva Delhi nada más llegar. Si se quiere visitar y conocer bien la capital es preferible hacerlo cuando nos hayamos acostumbrado más al país y nuestras defensas se hayan adaptado a este entorno, por ejemplo los últimos días del viaje.

El tema de la vacunación no la dejes para el final. Planificarlo 4 ó 6 semanas antes del viaje, ya que por regla general las vacunas no tienen un efecto inmediato en el organismo. El tema del botiquín debe hacerse con tiempo. Siempre hay algo que se nos olvida. Es recomendable hacerse una revisión dental, sobre todo si tu viaje es de larga duración. Y si usas gafas, llevar también la de repuesto, además de unas de sol.

Cartel anunciando un programa para prevención del Sida

Precaución con las ensaladas

La profilaxis estúdiela con atención, ya que a veces tiene efectos secundarios, y lo que a una persona le viene muy bien a otra puede serle contraproducente.

Si nos ponemos alguna vacuna nos deben dar alguna tarjeta o papel donde aparezca la vacuna que nos han suministrado, si hacen falta más dosis, y hasta cuando nos protege.

No beber agua del grifo

Hay que tener cuidado con los lugares donde nos bañamos, a veces el agua no está tan limpia como parece. Spigoo

Es muy normal que hagamos un viaje y nos vacunemos, y que después de varios años queramos hacer otro viaje y no nos acordemos si estamos vacunados de esto o de lo otro.

Otros puntos a tener en cuenta en la prevención

Hay que informarse de los seguros médicos, y sobre sus pólizas. Hay que pensar que si estamos viajando durante varios meses, puede ocurrir cualquier eventualidad. No hay que ser demasiado aprensivos porque si no mejor no salir de casa, pero no está de más prever cualquier eventualidad.

Si optamos por un seguro de viaje, enterarse bien antes de partir, del procedimiento que hay que seguir para obtener asistencia y futuros reembolsos. Mirar el tema de accidentes, enfermedad, repatriación médica. A veces las tarjetas visa, también tienen algún tipo de seguro que sería conveniente enterarse de aquello que cubren. Es conveniente llevar en un lugar localizable algo que indique nuestro grupo sanguíneo.

Se recomienda someterse a un examen médico al regreso del viaje, sobre todo si siente algún tipo de enfermedad. Fiebre, diarrea persistente, vómitos, piel u ojos amarillentos, pueden ser motivos de alarma. Al más mínimo síntoma de fiebre acudir al médico, e informarle que habéis visitado India, lugar endémico de la malaria.

Tener siempre bien claro que la prevención es la mejor medicina. Y en el caso del paludismo o malaria un buen repelente de mosquitos y una buena mosquitera nos debe acompañar todo el viaje. Tener cuidado con las serpientes y los perros rabiosos.

Hay muchos países que exigen la desinsectación de los aviones que llegan de países donde existen enfermedades propagadas por insectos, como el paludismo y la fiebre amarilla. Ha habido casos de paludismo en personas que vivían cerca de aeropuertos, y se cree que ha sido por algún mosquito que llegó en avión.

En España hay numerosos centros de Vacunación internacional donde podrán asesorarte sobre las vacunas recomendadas por el Ministerio de Sanidad. No creas todo lo que te cuentan, investiga por tu cuenta. Tu salud está en juego. 

Una mosquitera puede ses necesaria en tu viaje a la India. Blmurch

Evitar en la India las bebidas con cubitos de hielo. Galant

No olvides llevarte unos condones, ¡por si acaso!. Celebdu

No compartas tus cuchillas de afeitar

Atención a los mosquitos en las puestas de sol en India

Otros artículos de interés …

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *